porque lo Importante es el contenido - ISSN 2545-8353

Universidad: pasado, presente y futuro

Universidad: pasado, presente y futuro

Una de las últimas noticias (9 de agosto de 2019) es el apoyo del Rector de la Universidad Nacional de Tucumán, José García, a una solicitada que convoca a votar en las próximas PASO por las fórmulas de Juntos por el Cambio.

Me recordó inmediatamente al apoyo de la anterior rectora, Alicia Bardón, a favor del candidato del Frente para la Victoria.

La memoria siempre es una buena herramienta de reflexión sobre el presente y entonces me puse a bucear en el pasado reciente.

 

El pasado, año 2015

El spot se desarrolla delante del Rectorado de la UNT. Un grupo de docentes, investigadores y estudiantes van apareciendo en escena, expresándose sobre cómo quieren que sea su Universidad.

Una joven, cargando en brazos a su hija, inicia diciendo: -Para una Universidad Pública que trabaje para el futuro de nuestros hijos-

Se suceden varias personas que van manifestando sus anhelos, que a la vez son convicciones: -Que nos incluya a todos-; -Comprometida con el desarrollo del país-; -Por más comedores y becas para todos los estudiantes-; -Por más aulas, por más docentes, por más estudiantes-; -Para continuar con el reconocimiento a la labor de docentes e investigadores-

En la última toma, la Rectora, acompañada por todo el grupo, se posiciona diciendo: -Para que nuestra Universidad Pública siga creciendo con inclusión, apoyamos a este proyecto-

El video cierra con una placa muda con el hashtag #ScioliPresidente

Visto este video, a cuatro años de distancia, posee una candidez que hace difícil entender a primera vista la virulencia de las réplicas que generó en aquel tiempo. Cito, a modo de repaso, sólo algunas de esas altisonantes e indignadas expresiones:

El legislador Alberto Colombres Garmendia (PRO > Cambiemos > Juntos por el Cambio) exigió la renuncia de la rectora por “haber mancillado el prestigio y buen nombre de nuestra UNT”, afirmando que “la UNT, lamentablemente, ya se ha convertido desde hace tiempo en un aguantadero de militantes de La Cámpora”.

Desde el radicalismo, el diputado José Cano reprobó la confusión de “lo público con lo privado”

Franja Morada, señaló que el video configuraba una violación a la autonomía universitaria. Parte del comunicado decía “Parece desconocer que la universidad pública es en esencia un ámbito plural y crítico (…) por lo que no puede utilizar su investidura para comprometer el apoyo de la institución a un candidato”

Desde ADIUNT lo calificaron como “un nuevo capítulo en el avasallamiento de la autonomía universitaria y en la asociación de la UNT a los gobiernos de turno…Bardón ya eligió que se aplique el ajuste en la UNT”.

 

El presente, 2019… pasaron cosas

La solicitada de referencia apareció hace unos días y se la difundió como avalada por “intelectuales Macristas” (novedoso oxímoron). Hoy, sin tomarse la molestia de pensar una opinión propia, el mismo texto es avalado por 18 rectores de Universidades, incluyendo de nuestra región las de Tucumán, Catamarca y Salta.

El contenido de la solicitada está totalmente escindido de la realidad. Renglón por renglón puede contrastarse con datos que muestren la situación de tragedia en la que el actual gobierno nacional ha sumido al país. Solo para ejemplificar este concepto, reproduzco algunos párrafos:

“El gobierno de Mauricio Macri respetó la división de poderes y se abstuvo de utilizar las herramientas del Estado para fines partidarios. Un ejemplo de ello fue la gestión de los medios públicos, antes usina de propaganda oficial, ahora al servicio de todos los argentinos. De las cadenas nacionales y programas que denigraban opositores, pasamos a una relación respetuosa del pluralismo y de la privacidad de los ciudadanos.”

“La corrupción fue durante los años anteriores un ejemplo extremo del uso del Estado para beneficio personal. En 2015 se inició un proceso de drásticos cambios para transparentar las acciones de gobierno. Se buscó recuperar el valor de la honestidad como mandato indisociable de la función pública y el Poder Ejecutivo respetó el accionar independiente de la Justicia para sancionar a quienes cometieron delitos.”

“Mientras que durante el gobierno anterior Argentina era un país marginal cuyos vínculos más sólidos privilegiaban a la Venezuela de Nicolás Maduro, a Irán y a otros Estados condenados por la comunidad internacional por complicidades con el terrorismo y por violaciones a los Derechos Humanos, durante el gobierno de Mauricio Macri se gestó una política exterior exitosa.”

Resulta llamativo, por su discordancia, que el Rector de la Universidad Nacional de Tucumán avale una solicitada que no incluye ninguna mención a la Educación o a la Ciencia. De alguna manera, no deja de tener lógica porque de otra forma, el rector tendría que elaborar otro fantasioso relato para ocultar el vaciamiento realizado en cualquier rubro de la educación universitaria en que nos enfoquemos:

  • Disminución de la inversión en educación en porcentaje del PBI.
  • Disminución del presupuesto universitario nacional en 3.000 millones de pesos en 2019
  • Caída de los salarios de un 20% en relación a la inflación (estimada solo para 2019)
  • Reducción en un 26% de becas para carreras estratégicas.
  • Reducción de un 35% de becas para estudiantes de bajos recursos.
  • Paralización de obras de infraestructura.

.

Pasado, presente y futuro

Quienes se indignaban en 2015 contra la Rectora Bardón, no se indignan hoy contra el Rector García. El aval del Rector de la UNT a las políticas de saqueo del país y de destrucción del sistema universitario no amerita ahora un pedido de renuncia, ni masilla el buen nombre de la UNT, ni avasalla la autonomía universitaria ni ataca su pluralidad.

La reflexión nos lleva a entender que en aquel entonces no se atacaba solamente a una persona sino a la esencia de aquel spot: la idea de una Universidad inclusiva, para todos, que equilibre inequidades, comprometida con el desarrollo del país. Por derecha o por izquierda se atacaba ese modelo impulsando, sin decirlo abiertamente, una Universidad elitista, corporativa, individualista, excluyente y dependiente. Es por eso que ahora no se indignan.

Las próximas elecciones nos ponen nuevamente ante la posibilidad de elegir un gobierno que siga hundiendo nuestro futuro o que retome el camino de una universidad partícipe del desarrollo del país y de la construcción de una sociedad más justa.

 

 

Elisabeth P. Fernández
Abogada, feminista investigadora, populista y activa militante.

Imagen de tapa: Rosalba MIRABELLA, “Educación pública”. Fotografía digital copia ByN. Medidas variables. 2012